Raphy Pina pide le desestimen cargo por lavado dinero

Raphy Pina pide le desestimen cargo por lavado dinero

El productor musical Raphy Pina, acusado por participar en un esquema de fraude hipotecario, solicitó al juez federal Daniel Domínguez que desestime el cargo cinco del pliego acusatorio enmendado en el que se le imputa lavado de dinero.

El abogado de Pina, Francisco Rebollo, argumentó que la acusación no contiene alegaciones de que Pina haya incurrido en alguna transacción producto del préstamo hipotecario otorgado por el Doral Bank al coacusado Raúl Morales Guanill.

El letrado afirmó que su cliente “no condujo ni intentó realizar de forma directa o indirecta ni de ninguna forma alguna transacción” producto del préstamo hipotecario.

“El no lo hizo y no se puede probar que haya cometido la ofensa de lavado de dinero”, señala la moción.

Expuso que para que se constituya el delito de lavado de dinero, un acusado debe efectuar o intentar realizar una transacción financiera con bienes adquiridos a través de una actividad ilegal.

Planteó que las ganancias producto del alegado préstamo fraudulento otorgado por Doral Bank por aproximadamente $4.1 millones fueron recibidas por Morales Guanill, como parte de la cancelación de una hipoteca.

Pina fue acusado por un Gran Jurado el 22 de marzo del 2012 junto a Morales Guanill, Javier Sierra Mercado y Wilson Alvarez Luna por cargos de fraude bancario, emitir declaraciones falsas a instituciones financieras y conspiración para lavar dinero.

Alvarez Luna se declaró culpable por este caso y fue sentenciado por el juez Domínguez a un año y medio de cárcel. Sierra Mercado enfrenta cargos adicionales por narcotráfico.

Los acusados se exponen a sentencias a un máximo de 30 años de prisión, a una multa de $1 millón y a cinco años de libertad supervisada.

Se alega que en el 2007 Morales Guanill, llegó a un acuerdo con Sierra Mercado para venderle una propiedad en Harbour Lights Estates en Palmas del Mar en Humacao. Presuntamente, Sierra Mercado solicitó un préstamo hipotecario en el que proveyó información falsa de sus
ingresos para comprar la residencia.

La acusación alega que como parte de la solicitud del préstamo, Sierra Mercado presentó un estado de cuenta de inversiones que le pertenecía a RAP Development Inc., empresa que le pertenece a Pina.